El robot Pepper fungirá como profesor y enfermero

El robot Pepper fungirá como profesor y enfermero

El robot Pepper fungirá como profesor y enfermero - pepper-robot-2-800x531
Imagen: Internet.

Pepper, el primer robot producido en masa capaz de interpretar las emociones humanas se renovará con nuevas capacidades, entre ellas, el cuidado de ancianos, la enseñanza o la asistencia médica.

Esta semana, 50 robots Pepper desfilaron por el Pepper World 2016 en Tokio, evento donde empresas presentan nuevas aplicaciones para este robot, con el objetivo de emplearlo en negocios de sectores variados como el de la salud, la educación y la atención al público.

Pepper salió a la venta para uso doméstico en junio de 2015, a un precio base de 198.000 yenes (cerca de 1.668 dólares), y se ha vuelto mundialmente conocido por ser un robot completamente independiente.

El robot ha sido utilizado por diversas empresas como Nescafé y Softbank (la compañía responsable de su comercialización) donde «trabaja» desde hace dos años en sus establecimientos, además se puede encontrar en concesionarios Nissan, sucursales del banco Mizuho, y en comercios y cadenas locales.

«Al popularizarse primero en diversos negocios resulta más fácil que la gente pueda acostumbrarse a los robots y conocerlos», explicó Yusuke Abe, del departamento de comunicación de SoftBank.

Las nuevas aplicaciones para Pepper hacen posible que el robot pueda desempeñarse como asistente médico, al recopilar y explicar diagnósticos y resultados de pruebas médicas a pacientes.

Dotado de sensores y cámaras, Pepper puede leer emociones, distinguir géneros y estimar la edad de sus interlocutores, lo que le ayuda a ofrecer «una explicación adecuada en cada momento», indicó la empresa GE Healthcare.

La enseñanza es otro ámbito que las empresas han querido explotar a través de la inclusión del robot, tanto a los más pequeños -a través de juegos y ejercicios- como a adolescentes, con los que, por ejemplo, pueden estudiar inglés.

En Japón, donde la cuarta parte de la población supera los 65 años, la atención a la tercera edad es un tema importante en la agenda tecnológica.

Pepper ayudará a ejercitar la memoria a través de sencillos ejercicios de lectura, escritura u operaciones matemáticas; y ayudará a ejercitar los brazos, animando a que la gente interactúe con él.

Fuente: EFE.