Publicado por el

Podríamos imprimir nuestra propia capa invisible en casa en unos años

Los Ingenieros de la Universidad de Duke fabricaron en el 2006 la primera capa de invisibilidad, las cuales han evolucionado mucho desde entonces; investigadores de la Universidad de Texas, en...

Los Ingenieros de la Universidad de Duke fabricaron en el 2006 la primera capa de invisibilidad, las cuales han evolucionado mucho desde entonces; investigadores de la Universidad de Texas, en Austin, anunciaron el desarrollo de una capa ultra delgada (de un décimo de milímetro) capaz de hacer indetectable, es decir, “invisible” para los instrumentos, un objeto a exploraciones de microondas y todo esto gracias al uso de impresoras 3D y de la nanotecnología.

Podríamos imprimir nuestra propia capa invisible en casa en unos años - capa-invisible-hecha-con-impresora-3d

Trabajando en experimentos complejos de laboratorio para reducir los voluminosos dispositivos (capas) de camuflaje desarrollados hasta ahora, se encontró que la creación de una sencilla capa de este tipo se ha convertido en un trabajo mucho más simple.

Yaroslav Urzhumov, profesor asistente de investigación en ingeniería eléctrica e informática de la Escuela Pratt, en la Universidad de Duke, declaró a la agencia Eureka Alert:

“Yo diría que básicamente cualquier persona que pueda gastar un par de miles de dólares en una impresora 3D no industrial, literalmente puede construirse una capa de invisibilidad de plástico en una noche».

La impresión tridimensional o fabricación de estereolitografía se logra mediante una impresora guiada por un programa computarizado y funciona al establecer sucesivas capas finas de un polímero -material plástico – hasta producir un objeto tridimensional, la cual es una capa invisible de fácil realización y a bajo costo. La invisibilidad óptica -visible e infrarroja- y la nanotecnología están disponibles para hacer estas capas de polímeros o de vidrios transparentes.

Urzhumov y su equipo hicieron una pequeña capa invisible en Duke, la cual se parece a un disco volador hecho de queso suizo. Los algoritmos determinan la ubicación, tamaño y forma de los orificios para desviar rayos de microondas. El proceso de fabricación tarda de tres a siete horas, sus experimentos fueron financiados por la Oficina de Investigación del Ejército de Estados Unidos a través de una subvención y fueron publicados en la revista Optics Letters en línea.

“Al igual que el manto invisible de 2006, la versión más reciente desvía rayos de microondas, pero los investigadores se sienten seguros de que en un futuro no muy lejano, la capa puede trabajar para longitudes de onda mayores, incluyendo la luz visible”

La capa del disco tiene un área abierta en el centro donde colocaron un objeto opaco y cuando haces de microondas se dirigieron hacia el objeto a través de la cara del disco, no fue posible ver el objeto, es decir, lo hizo “invisible” a los rayos microondas.
Usando la imaginación y un poco de tecnología, tal vez un día serán capaces de hacer este tipo de capa invisible a los rayos de Sol y no solo a los rayos microondas. Tal vez, la capa de Harry Potter después de todo, no sea solo fantasía, sino ¡Una posibilidad no descubierta todavía!

Visto en: Quo

Últimas noticias en WebAdictos