Publicado por el

5 cosas que los managers deben aprender del liderazgo de mamá

Actualmente, podemos ver la similitud entre los retos que enfrentan tanto las madres de familia como managers.
5 cosas que los managers deben aprender del liderazgo de mamá - liderazgo-mama

En México, una de las frases más usadas por las mamás es “en esta casa mando yo”, y aunque nadie quiere llegar a estas instancias, lo cierto es que esta oración nos deja ver que quizás no hay un modelo de liderazgo más efectivo que el maternal, pues pobre de aquel que se atreva a desafiar su palabra.

Sin embargo, este liderazgo va mucho más allá de lo ‘mandona’ que pueda sonar la frase, pues si en algo son expertas las madres es en guiar nuestros primeros pasos, darnos aliento cuando más lo necesitamos, y hacernos ver cuán capaces somos de lograr lo que nos proponemos. 

Como mamá, siempre he buscado que mi familia sienta que estamos en el mismo barco, pero también que den lo mejor de ellos mismos. Si algo me ha enseñado la maternidad es que ser un buen líder no solo solo se trata de mandar o dirigir, sino caminar de la mano para encontrar la mejor solución ante cualquier desafío, algo que también me ha ayudado mucho en mi carrera profesional”, afirma Urinda Jimenez, madre de 2 hijas y coordinadora de experiencia online de la universidad Anáhuac, una de las más prestigiosas de la capital.

Actualmente, podemos ver la similitud entre los retos que enfrentan tanto las madres de familia como managers, los cuales requieren de habilidades de liderazgo, pensamiento estratégico y toma de decisiones. De acuerdo Urinda, el uso de sistemas operativos de trabajo como monday.com, plataforma abierta donde las personas y equipos pueden crear las herramientas que necesitan para realizar su trabajo, le han permitido desarrollar 5 aspectos que siempre pueden aplicarse cuando es momento de tomar el mando:

Saber escuchar

Una de las cualidades del liderazgo maternal es la resolución de conflictos tras un análisis frío de la situación. No obstante, todo empieza sabiendo escuchar, pues saben que más allá de las palabras siempre hay algo que descifrar en nuestro discurso, lo que les permite dar una retroalimentación mucho más certera, y, en consecuencia, resolver ‘aquello que traemos en la cabeza’ por días. 

De acuerdo con una encuesta de Salesforce, cuando un empleado se siente escuchado, es 4.6 veces más probable que se sienta capacitado para rendir al máximo de sus capacidades.

Planeación y ejecución estratégica

En un mundo de competencia como el actual, el desarrollo de hard skills se ha vuelto fundamental para los líderes que buscan guiar a sus equipos hacia el éxito. En este sentido, la ejecución planificada de tareas bajo presión, es algo que los managers pueden empezar a adoptar para sus proyectos. De acuerdo con Urinda, la maternidad le ha ayudado a desarrollar una actitud más proactiva y determinada frente a escenarios complejos, y le ha permitido implementar soluciones de forma mucho más estratégica, dentro y fuera de su familia con éxito. 

Gestión del talento potencial

En cada familia, los integrantes cuentan con capacidades únicas y fortalezas que los hacen destacar en determinadas tareas. Al igual que las mamás, los mejores líderes saben aprovechar la inteligencia colectiva y gestionan estos diferentes tipos de talento en su equipo para lograr metas complejas

Al mismo tiempo, tanto las madres como los buenos líderes saben cómo alentar a las personas a explotar su máximo potencial; son grandes motivadores por excelencia. 

Negociación de beneficios mutos

En la actualidad, las negociaciones empresariales cada vez implican un mayor número de cuestiones, lo que hace de estas habilidades una de las claves del éxito que permite a los líderes de equipo obtener buenos resultados; sin embargo, el liderazgo maternal apunta a ver a la negociación con el fin de conseguir acuerdos acuerdos mutuamente beneficiosos tanto para las partes involucradas como para todos sus colaboradores. 

Empatía como la clave del éxito

Para muchos managers, ponerse en los zapatos, no de una, sino de varias personas, es de los desafíos más grandes al momento de encabezar un equipo de trabajo. En este sentido, las madres de familia siempre contemplan la posición o situación de aquellos que la rodean, y con base en ello tienen un acercamiento adecuado para saber de qué forma pueden ayudar. 

Desarrollar esta habilidad es la mejor forma de combatir prácticas como el micromanagement, pues el 80% de los colaboradores señala que dejaría su trabajo si su oficina se volviera menos empática. 

Hay muchas cosas que podemos aprender de mamá, sin embargo, el liderazgo es una de las cualidades que pueden tener un impacto significativo a lo largo de nuestra vida para lograr aquello que nos proponemos, pero también para empatizar con los demás y alentarlos a sacar su máximo potencial. 

Últimas noticias en WebAdictos