Publicado por el

Dev.F La primera escuela de developers en México apoyada por Google

Dev.F la primera escuela de developers en México apoyada por Google busca democratizar la enseñanza para la construcción con software.
Dev.F La primera escuela de developers en México apoyada por Google - devfLa primera escuela de Hackers en México

En las oficinas de Google México, el pasado 2 de agosto se llevó a cabo la Desgraduación de la primera generación de Dev.f.

Durante el evento, los participantes —acompañados de familiares, amigos e invitados especiales— presenciaron una desconferencia en la cual se trataron todo tipo de temas, desde arte y programación, hasta la importancia de tener pasión en una carrera profesional; para después dar inicio a las demostraciones de los proyectos construidos durante el programa.

Dev.F la primera escuela de developers en México apoyada por Google busca democratizar la enseñanza para la construcción con software.

“Esta es la primera generación que se gradúa del primer bootcamp de desarrollo en el Dev.f y la primera escuela de programación en México construida desde la cultura hacker, es decir, una escuela que se enfoca en resolver problemas de la vida real utilizando software y nuevas tecnologías”, declaró Manuel Morato, director general del programa.

Y al cerrar esta generación en dicho evento, Dev.F ha superado su cometido, agrega Morato: “La mayoría de sus participantes están listos para integrarse como talento a empresas que buscan desesperadamente desarrolladores talentosos que tengan las habilidades técnicas necesarias. Hoy, los participantes egresados cumplen con esos requisitos y además, tienen los valores personales para atraverse a hacer cosas diferentes y transformar nuestras industrias de manera positiva”.

La experiencia en la primera escuela de hackers en México

En Dev.f la cultura de la desescuela tiene como pilares:

  • El trabajo en equipo
  • La resolución de problemas
  • Pensamiento crítico
  • Aprender a aprender ( el más importante)
  • Busca aprovechar las distintas virtudes de cada persona y se trabaja en proyecto reales.

“La desescuela busca más actitud, pasión y gente que demuestre estar interesada activamente en aprender. El nivel de conocimiento técnico fue lo menos importante en el proceso de aplicación, porque el objetivo final, era el desarrollar personas. El principio de nuestra metodología es que TODOS construyan y aprendan juntos”, agrega Morato.

La primera generación de egresados del Dev.F

El grupo de participantes de esta primera generación egresada (porque aquí no les llaman alumnos) fue muy heterogéneo, “nutrido y variado”, afirma sus organizadores: desde ingenieros mecatrónicos, desarrolladores de apps móviles, actuarios, diseñadores y hasta un ex­Microsoft.

“Contamos con tres jóvenes de 14 años, un adulto de 51 y varios preuniversitarios y postuniversitarios de varias entidades del país, incluso aplicó alguien de Minnesota”, comparte uno de sus representantes.

Javier Escarrá, de 14 años, comparte su experiencia: “Vi que los conocimientos que acompañan a la cultura hacker no se han transmitido a generaciones más pequeñas y por ello, Dev.f fue una gran oportunidad para aprender, crecer como una persona y luego demostrarle al país el potencial que tiene México”.

Alejandra Molina, ingeniera en Innovación y Diseño dedicada a desarrollar apps cuenta: “Al principio lo dudé un poco porque aparentaba ser muy básico, ya que decía cinta blanca; sin embargo, — agrega— lo mejor del programa fue la comunidad de personas interesadas en aprender y cambiar las cosas con los medios y las ganas para hacer cambios en su vida y lo que les rodea”.

A través de una filosofía de “aprender a aprender” y el “learn by doing”, con ayuda de las mejores herramientas del siglo XXI, se busca solucionar problemas del mundo real.

En el tiempo que duró el programa, los participantes (divididos en cuatro equipos) construyeron soluciones para un problema real y presentaron proyectos muy diversos, como:

  • Una app para cumplir metas de ahorro
  • una para encontrar el regalo perfecto
  • App se muestran cuáles son las banquetas habilitadas para que personas en sillas de ruedas puedan transitar.(a través de crowdsourcing)

Dev.F contó con multiplicidad de mentores, desde desarrolladores independientes hasta talento de Google San Francisco y México (incluso representantes de la coordinación de innovación de la Presidencia de la República) cuya presencia tenía dos fines: INSPIRAR sobre su trabajo con alguna presentación o charla y CONTAGIAR soluciones.

Gracias a esto, todos los participantes han adquirido una serie de habilidades en comunicación, diseño, negocios y un sinnúmero de habilidades técnicas como: Android, Ruby on Rails, HTM + CSS, por mencionar algunas.

Ingresa a Dev.f  si conoce más acerca de sus cursos y becas.

Redes sociales: facebook y Twitter.

Últimas noticias en WebAdictos